4 Pasos Para Crear Rutinas Con Niños Efectivamente

En este interesante artículo te enseñaremos las maneras más efectivas para crear rutinas con niños y que estas sean persistentes en el tiempo.

Es importante que sepas que establecer una estructura diaria y consistente les brinda un sentido de seguridad y estabilidad emocional. Las rutinas ayudan a los niños a desarrollar habilidades de autorregulación, les enseñan sobre la organización y el cumplimiento de responsabilidades, y fomentan la autonomía y la disciplina.

Además, las rutinas proporcionan un marco para el aprendizaje y el crecimiento, promoviendo hábitos saludables y facilitando la adaptación a nuevas situaciones. En resumen, crear rutinas sólidas con los niños es un componente clave para su bienestar general y su desarrollo óptimo pero, ¿Cómo lograrlo? eso justamente es lo que responderemos a continuación de manera detallada.

Importancia de los Hábitos y Rutinas Para Niños

¿Alguna vez has pensado en la importancia de establecer rutinas y hábitos en la vida de los niños? A primera vista, la palabra «rutina» puede sonar aburrida y repetitiva, pero en realidad, es uno de los elementos más fundamentales para su educación y crianza.

Imagina que tanto los adultos como los niños somos como un líquido sin forma. Sin embargo, cuando ese líquido se vierte en una botella, es decir, cuando se le imponen hábitos, se moldea y se adapta al recipiente en el que se encuentra. Esta botella representa el estilo de vida que deseamos para nosotros y nuestros hijos, y determina las rutinas y los hábitos que estableceremos.

¿Por qué es esto tan importante? Bueno, las rutinas brindan a los niños una sensación de seguridad y estabilidad emocional. Les enseñan sobre la organización y el cumplimiento de responsabilidades, fomentando su autonomía y disciplina desde temprana edad. Además, establecer rutinas sólidas ayuda a los niños a desarrollar habilidades de autorregulación y les facilita la adaptación a nuevas situaciones.

Piensa en las rutinas como los cimientos de una casa. Sin una base sólida, la casa no puede mantenerse en pie de manera adecuada. De la misma manera, sin rutinas bien establecidas, los niños pueden sentirse perdidos, desorganizados y sin dirección.

Así que la próxima vez que escuches la palabra «rutina», recuerda que no se trata solo de algo aburrido y repetitivo. Es una herramienta poderosa para el crecimiento y desarrollo de los niños, brindándoles una base sólida para construir su futuro.

Ventajas de Establecer Hábitos y Rutinas en la Vida de los Niños 

  1. Seguridad y previsibilidad: Los niños se sienten seguros cuando saben qué esperar. Las rutinas les brindan una sensación de estabilidad y tranquilidad, ya que saben qué viene después en su día a día.
  2. Fomento de la autonomía: Los hábitos y rutinas enseñan a los niños a ser responsables y autónomos. Al tener tareas y actividades establecidas, aprenden a organizarse y a cumplir con sus responsabilidades.
  3. Mejora de la organización familiar: Establecer rutinas en casa facilita la organización familiar. Todos saben qué hacer y cuándo hacerlo, lo que ayuda a mantener el orden y la armonía en el hogar.
  4. Desarrollo de habilidades de autorregulación: Las rutinas enseñan a los niños a autorregularse. Aprender a seguir una secuencia de actividades les ayuda a controlar sus emociones y comportamientos, promoviendo así su desarrollo socioemocional.
  5. Adaptación a nuevas situaciones: Los niños que están acostumbrados a seguir rutinas se adaptan mejor a los cambios y nuevas experiencias. La estructura les brinda un marco de referencia que les ayuda a enfrentar lo desconocido con mayor confianza.
  6. Ayudar a los niños a ser más independientes: Según un estudio de investigación llamado «La importancia de los hábitos y las rutinas en niños de 3 años» realizado por Carmen Inmaculada Bedia Sebastián para la Universidad Internacional de La Rioja, los hábitos son de gran ayuda para que los niños se vuelvan cada día un poco más autónomos.

Cuando los pequeños adquieren buenos hábitos, pueden aplicarlos en cualquier momento de su vida. Esto les ayuda a enfrentar su día a día sin depender de ayuda externa, haciéndolos más independientes.

La Importancia de Enseñar Valores  a los Niños

Al incorporar hábitos en nuestra vida familiar, les enseñamos a nuestros hijos el sentido de la corresponsabilidad (todos asumimos nuestras tareas). El compromiso (cumplir con nuestras responsabilidades), La constancia (esforzarse en lo que debemos hacer) y a valorar lo que tenemos.

Leer También:  La Importancia De La Actividad Física En La Infancia

Recuerda que los hábitos y rutinas pueden ser flexibles y adaptarse a las necesidades de cada familia. ¡Integrarlos en la vida de los niños les proporcionará una base sólida para crecer, aprender y desarrollarse de manera saludable!

Pasos Para Establecer Rutinas en Casa

¿Quieres aprender a establecer rutinas en casa de manera sencilla? La clave está en no imponerlas, sino en involucrar a tus hijos en el proceso.

Una forma divertida de hacerlo es sentarte con ellos y buscar materiales como un cuaderno, una hoja, rotuladores y pegatinas. Una vez que tengas todo lo necesario, sigue estos pasos:

Lluvia de ideas

Para ello, debes hacer una lista con todas las cosas que hacen en el día a día y escribir en el cuaderno, todas las que se les ocurran, por ejemplo:

Despertarse, cepillarse los dientes, desayunar, asistir a clases, merendar, ir al parque, leer un cuento, tomar una siesta, ducharse, almorzar, recoger la habitación, hacer ejercicios, orar,  acostarse a dormir…

Organicen las actividades en un orden específico y anótenlas en una hoja

Ahora, es momento de darle una estructura a la lista de actividades que se realizarán durante el día. No olvides hacerle preguntas a tus hijos para que se sientan involucrados en el proceso y se den cuenta que también pueden tomar decisiones.

Pregúntenles a sus hijos en qué orden prefieren realizar estas actividades, usando frases como «¿qué hacemos primero en las mañanas?» o «¿qué hacemos después de merendar?». ¡No olviden que pueden usar todos los colores que deseen!

Es hora de crear el afiche con la lista de actividades

hábitos y rutinas para niños

Aquí te dejaré un ejemplo de las actividades que puedes incluir. Recuerda adaptar estas rutinas y hábitos de acuerdo a la edad y necesidades de tus hijos.

  • Rutina matutina: Establecer una secuencia de actividades para las mañanas, como levantarse, lavarse los dientes, desayunar y vestirse.
  • Hora de estudio: Asignar un tiempo diario para que los niños realicen tareas escolares y estudien.
  • Tiempo de juego: Establecer momentos de juego libre y creativo para que los niños se diviertan y desarrollen su imaginación.
  • Hora de comer: Fomentar una alimentación saludable y establecer horarios regulares para las comidas.
  • Hora de descanso: Establecer una rutina de siesta o tiempo de descanso para que los niños recarguen energías.
  • Rutina nocturna: Establecer una secuencia de actividades antes de ir a la cama, como bañarse, leer un cuento y apagar la luz.
  • Orden y organización: Enseñar a los niños a mantener su espacio ordenado y a organizar sus pertenencias.
  • Higiene personal: Inculcar el lavado de manos, cepillado de dientes, baño diario y otras prácticas de higiene.
  • Tiempo en familia: Reservar momentos para compartir en familia, como comer juntos, jugar juegos de mesa o hacer actividades en conjunto.
Leer También:  Consejos para manejar los celos entre hermanos

Repaso de la rutina diaria

Ahora, van a repasar juntos las actividades de nuestra rutina diaria para asegurarnos de que las hayamos completado todas.

Después, van a terminar con frases motivadoras y positivas, como: «Estoy muy orgulloso de ti, ¡hiciste un gran trabajo hoy!» Si, por alguna razón, no pudiste hacer todas las actividades, puedes decirle frases como: «Hiciste un buen trabajo, estás en el camino correcto y seguramente mañana será mejor. ¡Tú puedes!»

Con el tiempo, llegarán a un punto en el que no necesitarán la lista, ya que sabrán cuáles son sus responsabilidades y la rutina los guiará para cumplirlas. Pero como todo proceso, esto requiere trabajo, mucha paciencia y, sobre todo, mucho cariño.

Ejecutar el plan día tras día

Recuerda que aquí lo más importante es llevar a cabo día tras día el plan que elaboraron. De nada sirve elaborar un cronograma u horario con colore, pegatinas y actividades si no las vamos a ejecutar.

La clave del éxito radica en hacerlo día tras día hasta que ya estas rutinas estén instauradas y no se necesite el apoyo de la guía o tablero.

Aspectos a tomar en cuenta a la hora de crear rutinas con niños (si tienes más de un niño en casa)

  • Cada niño debe tener su propio cartel de rutina.
  • La rutina diaria debe ser una actividad constante, todos los días. Puedes crear tu propia rutina como ejemplo para que los niños te sigan y así sea una actividad para compartir juntos.
  • Puedes hacer el cartel de rutina diaria con los materiales que quieras y tan colorido como desees, pero lo más importante es que los niños lo decoren. Así se sentirán parte de su propia rutina.
  • Habla con los niños para que te cuenten cómo se sienten con los cambios en la rutina.
  • Al final de la semana, revisen juntos cómo se desarrollo y cumplió con los deberes y premien con una película en familia, leyendo su cuento favorito, jugando el juego que el niño elija o disfrutando un helado. Lo mejor de esto es que ustedes pueden decidir cómo manejarlo.
  • Estas ideas son solo sugerencias, la mejor manera de implementarlas les corresponde exclusivamente a ustedes.
Leer También:  Cómo preparar a tus hijos para el regreso a clases: Lista de verificación

Hábitos Familiares Indispensables en el Hogar Para Lograr La Tan Anhelada Armonía

Los hábitos y las rutinas son importantes para que vivir juntos en casa sea más fácil y agradable para todos. Aquí hay algunos hábitos necesarios para tu hogar:

  1. Alimentación saludable: Es fundamental establecer buenos hábitos alimenticios desde los primeros años de vida, ya que los bebés están abiertos a probar diferentes sabores.
  2. Buenas horas de sueño: Los hábitos y las rutinas también ayudan a tener un buen descanso, ya que preparan a los niños para ir disminuyendo el ritmo hasta que llega la hora de ir a la cama.
  3. Hábitos de orden: Es importante que en casa cada cosa tenga su lugar y todos colaboremos en mantener el orden. Podemos jugar, pero después debemos recoger. Para ayudar a establecer este hábito, podemos proponer a los niños un horario para jugar y otro para recoger. Por ejemplo, hasta las 19 horas el salón será una sala de juegos para todos, pero luego debemos recoger los juguetes para poder cenar en familia.
  4. El hábito de hablar en un tono de voz adecuado: A menudo, sin darnos cuenta, hablamos a nuestros hijos en un tono de voz alto (incluso gritos). Si siempre les hablamos en un volumen 8 (en una escala de 0 a 10, donde 0 es silencio y 10 son gritos fuertes), cuando nos enfadamos subimos a un volumen 9 o 10. Esto puede ser perjudicial para su audición y nos acostumbrarles a un ruido constante y a faltarnos el respeto unos con otros.
  5. ¡Querernos mucho! (y cada vez más): El amor y la afectividad son hábitos esenciales que nunca deben faltar en nuestro hogar. Es importante demostrar constantemente amor y cariño hacia nuestros hijos y hacerlos sentir amados. El amor es un hábito que debemos cultivar y fortalecer cada día en nuestra familia para que logremos el éxito a corto, mediano y largo plazo.

Para finalizar, quiero recordarte la importancia de hacer las cosas en familia desde el amor y el respeto y poniéndonos en el lugar de los demás. También, que no olviden ser flexibles pero sin descuidar el plan para que las cosas puedan salir de manera adecuada y tener un hogar más armonioso.

Si este articulo te gustó o consideras que falta agregar algunos elementos, te invito a compartir tu opinión para que así nos podamos ayudar en el proceso unos con otros.

Suerte y éxito!

(Visited 13 times, 1 visits today)

Deja un comentario